miércoles, 9 de marzo de 2016

MICROPOST #2: MI CARRO

Nueva entrega de los micropost y esta vez vuelve a ser la protagonista la peque bebé y una de sus historias surrealistas.

Uno de las peticiones que hizo este año a los RRMM (porque su hermana mediana también lo pidió) fue una guitarra rosa. Sus Majestadas (no sé si sabiamente o no) les trajeron una a cada una. Una de estas tardes, estábamos de "concierto" y la peque se vino arriba pidiéndonos peticiones.

Yo le decía que tocara la que ella quisiera (o se "supiera") pero ella seguía en sus trece pidiéndonos una. Incluso (tocándome la fibra sensible) me apuntó que le dijera una de Bunbury.

Al final (en un giro loco) le dije que tocara el "Porompompero" o "Mi carro" de Manolo Escobar. La verdad es que la deje un poco pillada y me preguntó que cuales eran esas canciones. Y aquí viene la anécdota. Puse la canción y mientras la oíamos:

- Papá, ¿y el bebé? 
- .... 
- ¡¡Papá!! ¿qué pasó con el bebé? 
- ... (yo no entendía nada
- Pero papá, que ¿dónde está el bebé? 
- Hija, ¿qué bebé? 
- El del carro, le robaron el carro pero, ¿que pasó con el bebé?


Sí, amigos, ante tal lógica, solo pude coger la guitarra y ponerme a tocar como si tal cosa.

4 comentarios:

  1. Un poco manipuladora con eso de Bunbury, me parece que te tiene cogido el pulso. Sigue disfrutando de su forma de ver la vida!

    ResponderEliminar